miércoles, mayo 28, 2014

‘Tu primera luna. Monthlies’, 28 mayo Día Internacional de la Higiene Menstrual

 ‘Tu primera luna. Monthlies’



Con ese motivo se proyecta 
el corto documental
dirigido a adolescentes, sobre la menstruación 
y cómo cambia la vida de una niña cuando ésta llega



De Diana Fabianova

Con la presencia de Mila Voynikova
Al cuidado de Patricia T. Cañada

Proyección el Día 28, 20,30 hrs.


Calle Marqués Viudo de Pontejos, 4


Isabel  López de la Usada
Asociación Gsia

Hay un tema del que nunca se habla, o se habla muy poco, pero sin embargo esta presente en la vida de todas las mujeres de manera constante y periódica e irrevocablemente en la de todas las niñas del mundo. La invisibilidad de este hecho viene acompañado del estigma social que supone todo lo relacionado con ella, suciedad, mal olor, dolor, irritabilidad. Sin embargo aprender a conocer y respetar nuestro cuerpo y su periocidad puede ser muy beneficioso para nosotras.

En una sociedad como la española, donde la edad media de la menarquía es de 12- 13 años y donde de manera general la menstruación es un hecho fisiológico oculto, las niñas se enfrentan a algo desconocido y estigmatizado.

En algunas culturas y sociedades, las niñas son preparadas para este acontecimiento, se hacen rituales y en algunos casos las mujeres menstruantes desfilan por los campos para fertilizarlo.  Mientras que en otras se las consideran portadoras de mala suerte y falsas supersticiones. En occidente, se invisibiliza la menstruación, la cuestión es que no se note, aceptamos la medicalización  para aliviar dolores menstruales o regular el ciclo artificialmente sin averiguar si quiera cual es la causa de esos desarreglos. Y cuando se tapa el síntoma es imposible averiguar la causa.

En una sociedad marcada por el capitalismo, el consumismo, el androcentrismo y el adultocentrismo las niñas tienen muchos obstáculos para poder desarrollar su feminidad libremente y sin tabúes. Es desorientador vivir un acontecimiento tan natural de manera tan invisible para la sociedad en su conjunto. La herencia social sobre la vivencia del propio cuerpo limita en muchos casos a tener una actitud positiva hacia la menstruación y a pensar que el dolor y el malestar son irremediables y van unidos a este acontecimiento.

El 28 de Mayo de 2014 se celebre el 1er Día Internacional de la Higiene Menstrual. Este día viene a recordarnos a las mujeres de todas las edades, que vivimos nuestra realidad de acuerdo a un ciclo, que es periódico y repetitivo, muy alejado de la linealidad  impuesta. Las  películas “La Luna en ti” y “Mi primera Luna” (estreno mundial el 28 de Mayo de 2014) muestran de la manera mas sensible y cercana esta realidad.

Es importante que tanto en el entorno familiar como en la escuela se rompan los tabúes que supone este hecho y se enseñe tanto a las niñas como a los niños a vivir con esta realidad. Pero es mas importante que a nivel social haya una conciencia que inhiba el mensaje silencioso pero constante que estigmatiza y condena la menstruación.

Monthlies es la historia en el cambio de edad de las niñas que están a punto de enfrentarse a una nueva etapa de sus vidas. Junto a ellas la joven audiencia explora el colorido mundo de la mujer escondido detrás de la realidad cotidiana. Lo que comienza como una curiosidad inocente se convierte en un viaje ocurrente y emocional que explora el cuerpo femenino y un nuevo abanico de emociones.
El documental ofrece información muy útil sobre el ciclo menstrual y los cambios emocionales de los que normalmente son parte. Con humor y sensibilidad presenta la historia de la menstruación, ideas equivocadas, prejuicios y regulaciones de la “etiqueta menstrual”, que todavía persisten en nuestros días no sólo en ciertas zonas remotas del globo, sino también en nuestra moderna sociedad occidental.
La versión de 28 minutos está diseñada para el público joven. Los protagonistas son niñas de 11-16 años. Nos acompañan sus historias a lo largo de la película. La estructura narrativa la ofrece Helena Maslova (ginecóloga) cuyo conocimiento y recomendaciones se entrelazan en la historia.
La película se enriquece con animaciones mostrando los procesos fisiológicos del ciclo menstrual, así como la historia de productos menstruales y varias supersticiones relacionadas con la menstruación.
Espacio gratuito

Articulo del El Diario.es

   La sangre tabú: una película para hablar de la menstruación

La cineasta Diana Fabianova estrena en España Monthlies, un documental para que los adolescentes entiendan qué es la regla
Para la directora de la película, "el tabú de la menstruación ha sido sustituido por una definición social de cómo debemos vivirla"
El estreno coincide con la iniciativa apoyada por 130 organizaciones de todo el mundo para establecer el 28 de mayo como un día para visibilizar este proceso natural y despojarlo de su imagen negativa


"La maldición" en el Reino Unido, "el desembarco de guerra británico" en Francia o "estar con la furia" en Estados Unidos; también "mi prima la rusa", o la de "la costa roja de California", son algunos de los términos con los que las mujeres se refieren a "estar en esos días". Estas paráfrasis sustituyen a una palabra sucia, impura, mal vista, inapropiada e indecente: menstruación. No son eufemismos sino todo lo contrario, pues contribuyen a establecer una imagen negativa de un proceso natural. Los falsos mitos que todavía hoy imperan acerca de la regla y las convenciones sociales obligan a las mujeres a vivir este proceso de manera antinatural.
Para deshilachar esta construcción social, la documentalista eslovaca Diana Fabianova, 35 años, creó en 2009 la película La Luna en ti, cuyo éxito se plasmó en numerosos premios en festivales de cine de Málaga, Nueva York y Montenegro, entre otros. En este tiempo, Fabianova ha trabajado en un mediometraje dirigido a adolescentes que combina una visión íntima de la menstruación con otra social. El documental está pensado especialmente para utilizar en las escuelas y para que padres y madres sepan cómo hablar de la regla a sus hijos e hijas.
El documental Monthlies: La Luna en ti para adolescentes se puede ver online a través de su página web mediante una contribución voluntaria y se ha estrenado este miércoles de manera simultánea en 20 países. En España ya se han confirmado proyecciones en Madrid, Sevilla, Girona, Málaga, Logroño y Bilbao, entre otras localidades.
El estreno coincide con la iniciativa apoyada por 130 organizaciones de todo el mundo para establecer el Día Mundial de la Higiene Menstrual, una fecha para defender los derechos de las mujeres y las niñas y sacar la menstruación de la oscuridad y el tabú. Mientras lees esta entrevista, una de cada cuatro mujeres está menstruando.
Monthlies arranca con una leyenda que explica el origen de la menstruación como una condena a las mujeres porque el padre de una joven agredió a la luna, algo que en el fondo no difiere de la expulsión del paraíso de Adán y Eva. ¿Seguimos las mujeres expiando las culpas del patriarcado?
En esta película hemos querido hacer una interpretación más suave pero la realidad es que las mujeres estamos siempre castigadas. Aunque intentaba hacer algo bonito, enseñar que la menstruación es algo que compartimos todas las mujeres y que nos relaciona con la luna, la realidad es que hay costumbres y leyendas muy crueles.
"Parirás con dolor", sentenció Dios, y se olvidó de añadir, "y menstruarás con dolor". ¿Es esto así, debemos menstruar con dolor?
El mensaje que se nos ha transmitido es que la mujer tiene que sufrir una semana al mes porque se lo merece, pero la realidad es que no es necesario menstruar con dolor. Con ejercicio para que la parte pélvica esté más elástica, como yoga o danza, y una dieta sana sin teína ni grasas, podemos tener reglas menos dolorosas. Masajear el pecho antes también ayuda a reducir el dolor y a que el sangrado dure menos. Yo antes tenía mucho dolor y grandes altibajos emocionales. ¡Me ha cambiado la vida!
En tu anterior documental una ginecóloga también recomienda la masturbación durante la regla.
El orgasmo alivia a nivel muscular y hace que la sangre circule mejor por la zona pélvica. Es importante que a nosotras mismas no nos dé asco tocarnos cuando tenemos la menstruación.
Es un proceso natural y cíclico pero la sociedad impone que nos sintamos enfermas. ¿Cómo afecta eso a nuestro subconsciente?
Muy negativamente. Vemos nuestro cuerpo como un enemigo, sentimos que nos traiciona y luchamos contra él.  Todo esto afecta a nuestra confianza como mujeres y daña nuestra autoestima: no nos damos cuenta de que estamos siempre preocupadas, en tensión, pensando en si tendremos alguna mancha, algo que no debe suceder porque la regla es algo que hay que esconder, porque nos hace inferiores.
¿Cómo es posible que la capacidad de la mujer de engendrar vida, que la sociedad patriarcal considera como "una bendición", sea a la vez un tabú, algo desagradable, sucio e impuro?
En la antigüedad, en muchas sociedades la mujer era considerada una diosa por su capacidad para engendrar vida, pero el patriarcado buscó un punto débil. Como el hombre no podía tener la regla determinaron que tenerla era algo inferior. En Estados Unidos en el siglo XIX la mujer embarazada no podía salir a la calle porque era algo vergonzoso.
¿Cómo se vive la menstruación en otras culturas?
La verdad es que son pocas las que aportan una visión positiva. Pero hay muchas sociedades en las que las mujeres son aisladas durante la menstruación. Es una manera de controlar su sexualidad. Sin embargo en muchas culturas, aunque estén aisladas, las mujeres trabajan igual. En otras es considerado como un tiempo para la meditación, para el reposo, para ayudar a la comunidad con nuevas ideas.
Sin embargo, la idea de igualdad que impera en la sociedad occidental obliga a las mujeres a trabajar de la misma manera independientemente de si tienen o no el período.
Durante la grabación del documental descubrí que si me forzaba a hacer más de lo que podía durante la menstruación, tenía más dolor; en cambio, no trabajar tanto me ayuda a no tener dolores. Cuando descanso me vienen más ideas, pues es un momento mucho más creativo, surgen muchas emociones.
En nuestra propia cultura, occidental y desarrollada, seguimos creyendo en falsos mitos relacionados con la menstruación, como que es mejor no bañarse para que el período no se corte.
O que es malo tener relaciones sexuales, que si haces mayonesa no va a cuajar, que la comida no sabe bien si la ha cocinado una mujer con la regla o que en este tiempo no deben ir a la peluquería. Recuerdo un taxista que me dijo muy serio que si una mujer con la regla cogía a un bebé en brazos podía llegar a matarlo porque le contagia una enfermedad muy peligrosa llamada "pujo".
La menstruación simboliza impureza en la India, pero también aquí. ¿Por qué la regla es azul en los anuncios de compresas?
La sangre de la menstruación es "diferente", es "sucia", y por ello no se puede mostrar. Está relacionado con la idea cristiana de que lo genital viene del diablo. Por ejemplo, Estados Unidos es uno de los pocos países donde no hemos podido exhibir el documental La Luna en ti porque las autoridades se negaron a mostrar esa sangre, aunque no hay problema en mostrar violencia en las películas. El líquido azul de los anuncios de compresas también afecta al subconsciente: pensamos que, como nuestro período no es azul, lo que tenemos es algo horrible.
Diana Fabianova, directora del documental 'Monthlies'.
Diana Fabianova, directora del documental 'Monthlies'.
¿Por qué en los anuncios las mujeres menstruando son sexies, bailan, se sienten libres?
El tabú ha sido sustituido por una definición social de cómo debemos vivir la menstruación. Nos obligan a negar nuestra naturaleza, negar que no siempre nos sentimos preciosas, que a veces en lugar de estar activas nos apetece descansar, que no nos apetece vestirnos con ropa blanca y ajustada cada día. Todo está enfocado a que las mujeres trabajemos al máximo, que estemos guapas y sexuales aunque dentro de nosotras llevemos una carga. Si sientes dolor, si quieres estar sola y no eres 100% eficaz, entonces no encajas en el canon, eres mala.
¿Cuál es la actitud de las adolescentes frente a este tema?
Está muy vinculado a cómo viven sus madres la menstruación. Por ejemplo, mi madre es una mujer muy liberal, pero me advirtió de que la regla era algo que había que ocultar, mejor disimular y que nadie se entere de que la tengo. Este paradigma está tan interiorizado que no es fácil que cambie. Miedo, dolor, misterio y mal humor son algunas de las sensaciones que evocan las adolescentes cuando se les pregunta sobre cómo creen que será la regla.
¿Y los niños?
Hemos visto que los chicos al principio van a la ofensiva porque no tienen la información y se sienten excluidos. Como no saben lo que es, se ríen de ello. Mi experiencia en el documental Monthlies es que cuando se habla con ellos, sienten curiosidad. Si les ayudamos un poco, su actitud puede cambiar y creo que este documental puede servir para que padres y madres hablen con sus hijos e hijas abiertamente sobre la menstruación.
¿Por qué hacer un documental sobre la menstruación para adolescentes?
La menstruación es algo más importante e interesante de lo que pensamos, y durante siglos así se ha entendido en otras culturas. El principal objetivo del documental es que las niñas entren en esa nueva etapa con una autoestima sana y que entiendan que su cuerpo no sólo tiene un valor sexual; pero también que los niños empaticen con sus compañeras y que los padres y madres sepan cómo hablar a los jóvenes de esta parte de la vida.
¿Qué opina tu madre de este trabajo, ella que te pedía que, sobre todo, escondieses el período?
Cuando me decía eso, mi madre quería protegerme. Ella está muy contenta y me animó desde el principio a hacer este trabajo. Cuando le quitaron el útero se dio cuenta de que no tenía a nadie con quien hablar de lo que le pasaba.


No hay comentarios: