viernes, febrero 05, 2016

Los derechos de los niños en 2015, Resumen del CRIN.


Enero comenzó con una sacudida producida por el ataque armado por parte de extremistas contra la oficina de la revista satírica francesa Charlie Hebdo y un supermercado kosher en París. A raíz de los ataques, la policía francesa detuvo a 54 personas, entre ellas cuatro niños, por apoyar verbalmente e incitar a los actos terroristas. Los arrestados fueron acusados de "glorificar" o "defender" el terrorismo. Los cuatro niños y demás detenidos fueron rápidamente condenados en virtud de medidas especiales que permiten sentencias inmediatas. 
CRIN comenzó el año pidiendo que las respuestas a la delincuencia infantil pasen de estar basadas en el castigo a centrarse en la rehabilitación, en un acto celebrado durante el Congreso Mundial de Justicia Juvenil en Ginebra. La política de la justicia de menores quedó bajo escrutinio ese mismo mes cuando la policía de Filipinas supuestamente detuvo a niños que viven o trabajan en la calle antes de la visita del Papa Francisco a Manila, en un intento por mantenerlos fuera de la vista.
En ciertos lugares, también se borraron hechos. La cancillería japonesa solicitó a una editorial estadounidense que eliminase las referencias a las llamadas "mujeres de solaz" de los libros de texto escolares con el objetivo de proyectar una imagen más amable del papel de Japón en la historia. En respuesta a fuertes críticas, la editorial HarperCollins accedió a destruir copias de un atlas destinado a escuelas de Oriente Medio que omitía el territorio de Israel. Y la editorial británica Oxford University Press fue también criticada por pedir a un escritor infantil que eliminase referencias relacionadas con los cerdos para evitar ofender a los lectores judíos y musulmanes.
Sin embargo, el mes produjo algunos avances positivos para los hijos de las parejas LGBT. Un tribunal italiano reconoció por primera vez  la condición legal de un niño nacido de una pareja gay, mientras que el Tribunal Constitucional de Austria revocó la prohibición de adoptar por parte de parejas del mismo sexo.

Febrero tuvo un inicio sombrío debido a los informes de que Irán habría ejecutado a un hombre condenado a muerte por delitos presuntamente cometidos cuando era menor de 18 años. Saman Nasim fue condenado en 2013 por supuestamente pertenecer al grupo armado opositor Partido por una Vida Libre en el Kurdistán (PJAK) y por llevar a cabo actividades armadas contra la Guardia Revolucionaria de Irán. Las autoridades de Egipto encubrieron la muerte de al menos 27 personas, entre ellas un niño de 10 años de edad, que fueron asesinadas durante las manifestaciones que marcaron la revolución egipcia de 2011 y que derrocó al ex presidente Hosni Mubarak. Las investigaciones oficiales sobre las muertes habrían pasado por alto pruebas relevantes, según ha manifestado Amnistía Internacional.
El alto tribunal australiano dictaminó que la detención de 157 tamiles solicitantes de asilo, entre ellos 50 niños, en alta mar durante un mes, fue legal en todo momento. Habiendo huido de Sri Lanka por temor a ser perseguidos, los migrantes fueron interceptados en el mar y custodiados en un buque de aduanas australianos en habitaciones sin ventanas durante 22 horas al día, sin acceso a traductores y un acceso limitado a representación legal. La Comisión de Derechos Humanos de Australia también dio a conocer un informe largamente esperado sobre los efectos de la detención en la salud mental y física de los niños.
Durante el mismo mes, el Banco Mundial dijo que no iba a investigar el posible uso de mano de obra infantil en proyectos agrícolas que está financiando en Uzbekistán, a pesar de reconocer que los niños podrían estar trabajando en contra de su voluntad en las granjas que se benefician de los fondos del banco. Además, surgió información señalando que las escuelas del país estarían expulsando niños por no recoger suficiente chatarra para cumplir con la cuota establecida por un plan de reciclaje impuesto por el Estado.
Mientras tanto en el Reino Unido, los Miembros del Parlamento votaron a favor de permitir la creación de bebés con ADN de tres personas - el primer país en hacerlo. La técnica, que utiliza una versión modificada de la FIV e implica el intercambio de una fracción de ADN de la madre por el de una donante anónima, tiene como objetivo detener la enfermedad mitocondrial, una grave dolencia genética que se transmite de madre a hijo.

En marzo, CRIN publicó un informe global sobre la cadena perpetua que halló como tales sentencias todavía son legales en 73 países. En el mismo mes, un informe publicado por el Relator Especial de la ONU sobre la tortura se convirtió en el primer gran informe de la ONU en reconocer que la cadena perpetua y las penas de detención muy largas violan la prohibición de tratos crueles, inhumanos o degradantes cuando se imponen a los niños.
Benin y Andorra prohibieron todo tipo de castigo corporal a los niños, incluso en el hogar. Al mismo tiempo, el Comité Europeo de Derechos Sociales dictaminó que Francia estaba violando las normas europeas de derechos humanos al no prohibir explícitamente todo castigo de corporal a los niños y en todos los ámbitos.
En Australia, el parlamento del estado de Victoria introdujo una ley para elevar los límites de tiempo en que las víctimas de abuso infantil pueden presentar demandas civiles. Bajo la nueva ley, las víctimas de abuso infantil podrán reclamar daños y perjuicios por la vía civil a los responsables, incluidas organizaciones, independientemente de cuándo haya ocurrido el abuso. El Salvador siguió el mismo ejemplo más adelante en diciembre. 
Las autoridades de Sierra Leona y Liberia anunciaron que las escuelas reabrirán tras la ralentización de las infecciones por ébola. En Sierra Leona, debido a que muchas escuelas han sido utilizadas como centros de atención para tratar a los pacientes infectados por el ébola, el gobierno dijo que se deberán destinar recursos adicionales para garantizar la seguridad de los alumnos y profesores.
La necesidad de invertir en los derechos de los niños fue el tema del día anual sobre los derechos del niño celebrado por el Comité de Derechos Humanos de la ONU (CDH). En el informe presentado por CRIN para la ocasión, subrayamos que la inversión en los derechos de los niños y en los mecanismos para garantizarlos, debe de estar ligada a las obligaciones de los Estados en virtud de la Convención de la ONU sobre los Derechos del Niño. Asimismo, durante su reunión de marzo, el Comité aprobó una resolución para nombrar a un Relator Especial sobre el derecho a la privacidad y un experto independiente sobre el disfrute de los derechos humanos de las personas con albinismo.

En abril, el acceso de los niños a la justicia tuvo un inesperado y negativo  giro cuando un alto funcionario humanitario de la ONU fue suspendido por filtrar un informe confidencial, que exponía el abuso sexual de niños por parte de las tropas de mantenimiento de la paz francesas estacionadas en la República Centroafricana. El documento recogía testimonios de las víctimas y daba detalles de cómo los soldados abusaron sexualmente de niños de tan corta edad como nueve años entre diciembre de 2013 y junio de 2014 en un centro para desplazados internos en la capital Bangui. Supuestamente, Anders Kompass habría pasado el informe, que fue encargado por la Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, a las autoridades francesas. CRIN, entre otros, escribió una carta dirigida al Secretario General de la ONU instando a una investigación independiente sobre el manejo del caso por parte de la ONU.
En un tono más positivo, durante ese mes Malta se convirtió en el primer país del mundo en prohibir cirugías de 'normalización' de género en niños intersexo antes de que éstos sean capaces de consentir o rechazar el procedimiento. Al mismo tiempo, el gobierno de Obama afirmó que los niños en Estados Unidos que se identifican como lesbianas, gays, bisexuales o transgénero (LGBT) no deben ser sometidos a las llamadas "terapias de conversión". 
Cerca de 800 personas en Guatemala lanzaron una demanda multimillonaria contra la Universidad John Hopkins en los EEUU por su presunta participación en un programa de experimentación médica financiado por el gobierno federal, en el que cientos de personas vulnerables, incluidos niños, fueron deliberadamente infectados con enfermedades de transmisión sexual sin consentimiento informado o tratamiento posterior.
Abril fue también un mes de tragedias humanitarias: 800 personas, entre ellas unos 100 niños, se ahogaron en el mar Mediterráneo en lo que fue uno de los peores desastres de un barco de inmigrantes en la historia. Al mismo tiempo, la lucha sectaria en curso que padece Yemen se cobró la vida de al menos 405 civiles, entre ellos 86 niños. En particular, Arabia Saudí, junto a un número de otros aliados suníes de la región, puso en marcha una intensa campaña de ataques aéreos contra el Houthi respaldado por Irán. Las agencias de cooperación siguen advirtiendo que los suministros no están llegando y que los hospitales de todo el país carecen de medicamentos, suministros médicos y sangre.

En mayo celebramos el Día Internacional contra la Homofobia y la Transfobia (IDAHOT por sus siglas en inglés) en un boletín especial resaltando campañas y recursos de todas partes del mundo sobre los derechos de los niños que se identifican como lesbianas, gays, bisexuales, transgénero e intersexo (LGBTI). Dicho boletín viene a complementar otro sobre los Niños en la Corte compartiendo novedades judiciales y desarrollos legislativos relativos a las personas LGBTI y el impacto de estos cambios en los derechos de los niños. 
Mayo trajo consigo una serie de regresiones para los derechos sexuales y reproductivos de los niños. Expertos en derechos humanos se pronunciaron en contra de la decisión de Paraguay de denegar un aborto a una niña de 10 años que quedó embarazada tras ser violada por su padrastro. En Paraguay, los abortos sólo se autorizan cuando la vida de una mujer o niña está en riesgo grave. En Malasia, un hombre de 60 años de edad fue absuelto de cuatro cargos de violación de una niña de 15 años de edad, quien dio a luz a un bebé cuyo ADN coincide con el del acusado, porque el testimonio de la niña se consideró poco fiable. Defensores de los derechos de las mujeres instaron por su parte el gobierno de Sierra Leona a reconsiderar una ley que prohíbe a las estudiantes "visiblemente embarazadas" asistir a clase o incluso presentar sus exámenes de equivalencia escolar. 
Por otra parte, también se hizo justicia (aunque con retraso) cuando los fiscales en Nigeria retiraron los cargos de asesinato contra una niña de 15 años de edad acusada de matar a su marido, que la superaba en más de 20 años de edad. Wasila Tasi'u, quien tenía 14 años cuando fue obligada a casarse con un hombre de 35 años de edad, fue acusada de envenenar comida preparada para una celebración posterior a su boda con veneno para ratas, lo que resultó en la muerte de su marido y otros tres invitados. CRIN documentó la historia detrás del caso de Wasila como parte de nuestro proyecto de estudio de casos. 

En junio, un proyecto de resolución de la ONU sobre "protección de la familia” fue resucitado en el Comité de Derechos Humanos, a pesar de haber generado críticas por parte de grupos de derechos humanos por su intento de limitar los derechos de las personas, incluidas las mujeres y los niños, dentro de la familia. A modo de ejemplo en relación a la violencia dentro de la familia, un organismo de control europeo de derechos humanos determinó que Irlanda, Eslovenia, Bélgica y la República Checa estaban fallando en la protección a los niños contra la violencia al no establecer en su legislación la prohibición de todo tipo de castigo corporal a los niños, incluso en el hogar.
En el ámbito de la discriminación, un tribunal italiano dictaminó que los "campamentos nómadas" creados por el estado son una forma de segregación y de discriminación del pueblo romaní basada en criterios étnicos, siendo ésta la primera vez en Europa que un tribunal nacional ha alcanzado una decisión de estas características. Mientras tanto, el Tribunal Constitucional de Kazajistán revocó una ley en contra de la homosexualidad que pretendía prohibir la "propaganda" de la homosexualidad hacia los niños, con algunos comentaristas planteando que la motivación principal de dicha decisión fue la candidatura del país para los Juegos Olímpicos de Invierno de 2022. Al mes siguiente, Mozambique despenalizó la homosexualidad en su nuevo código penal, pero Kirguizistán aprobó un proyecto de ley en contra de la homosexualidad imitando, e incluso superando, la legislación contra la homosexualidad promulgada por Rusia.
Y en Bélgica, a 30 estudiantes musulmanas se les negó la entrada a su escuela por llevar faldas largas, ya que el director consideró dichas prendas un "símbolo religioso". De manera similar, en mayo una chica musulmana de 15 años de edad fue suspendida de su escuela en el norte de Francia por llevar una falda negra y larga, hecho que la directora también consideró un símbolo religioso. Sólo se le permitió volver a la escuela en sus ropas habituales después de una muestra de apoyo en Twitter bajo el hashtag #JePorteMaJupeCommeJeVeux (llevo mi falda como yo quiero).

A lo largo del mes de julio, los casos de abusos sexuales a niños por parte de las fuerzas de paz destinadas en la República Centroafricana (RCA) se mantuvieron en los titulares, con la ONU investigando un tercer caso de presuntos abusos sexuales a niños en que estarían implicadas fuerzas extranjeras. Asimismo, la Alta Comisionada Adjunta para los Derechos Humanos, Flavia Pansieri, presentó su renuncia alegando motivos de salud, tras la publicación de una declaración confidencial en que admitía “su fracaso en dar seguimiento a la situación en la RCA".  
En su décimo aniversario, la credibilidad del proceso del Consejo de Seguridad para el seguimiento y notificación a los estados que hayan cometido graves violaciones de los derechos de los niños durante conflictos armados fue puesto en duda después de varios ejemplos de interferencia política. El punto de ruptura llegó con la decisión en abril del Secretario General de omitir mención a las Fuerzas de Defensa de Israel y los grupos armados palestinos en su 'lista de la vergüenza' anual, a pesar de una recomendación al respecto por parte de su Representante Especial sobre los niños y los conflictos armados. En respuesta, CRIN publicó un análisis conjunto con Niños Soldados Internacional revisando cómo el mecanismo de supervisión y notificación tiene que cambiar. 
A raíz de una campaña en Arabia Saudí, se envió una carta abierta destinada a frenar la inminente ejecución de dos jóvenes que habían sido sentenciados a muerte por delitos aparentemente cometidos cuando eran menores de edad. La coalición de organizaciones de derechos humanos que suscribieron la carta le solicitaron al Ministro de Justicia del país que evitara la ejecución de Ali Mohammed al-Nimer y Dawood Hussain al-Marhoon, quienes fueron sentenciados a muerte en mayo y octubre de 2014 respectivamente. En el texto también se reclamaba que los jóvenes habían sufrido violencia y malos tratos durante su interrogatorio y detención, siendo coaccionados a confesar. 

Las condenas inhumanas también acapararon los titulares en agosto, cuando salió a la luz la noticia de la inminente ejecución de Shafqat Hussain, un joven sentenciado a muerte por crímenes supuestamente cometidos a la edad de 14 años.  A pesar de las críticas respecto de la confesión bajo tortura aceptada como evidencia, Shafqat fue colgado en las primera horas del 4 de agosto, en medio de la presión global de que fuera liberado. Su ejecución había sido cancelada tres veces en 2015 luego de una campaña liderada por la organización Reprieve.
Ataques aéreos mortales en Yemen continuaron golpeando a la población civil, con reportes de que los ataques se  habrían cobrado la vida de más de 1000 niños, con un número de escuelas soportando gran parte de los ataques provenientes de Arabia Saudita. Además de la destrucción de sus casas y escuelas, los niños desplazados continúan, hasta la fecha, bajo riesgo de sufrir desnutrición y enfermedades, sin mencionar el repetido, y ya confirmado, uso de las llamadas “bombas de racimo”, y su potencial impacto en las futuras generaciones.
Una vez más, el escándalo de abuso sexual en la República Democrática de Congo resurgió en agosto, con la remoción del jefe de la misión de paz en el país luego de las sostenidas acusaciones de abuso sexual infantil por parte de las tropas bajo su comando. Rápidamente, también surgieron acusaciones contra las tropas de la República Democrática de Congo, llevando el número total de acusaciones a 13 incidentes individuales. 

Durante septiembre, CRIN estuvo sumamente ocupado, publicando su Reporte Anual 2014-2015, una edición especial del boletín en inglés sobre los Objetivos de Desarrollo Sostenible y los derechos de los niños, dos reportes analizando el trabajo de los comités de Naciones Unidas en relación con los derechos del niño y una serie de discusiones sobre derechos del niño y la actual crisis mundial de los refugiados.
La ONU aprobó una resolución histórica al convertir en más transparente y abierto el proceso de selección del Secretario General. Asimismo, publicó un reporte detallando la intimidación y represalias recibidas por personas que testificaron o cooperaron con la organización. Entre las represalias documentadas se incluyen prohibiciones para viajar, hostigamiento, amenazas, censura, estigmatización y tortura, de los cuales los ataques documentados sólo representan la punta del iceberg.
Los derechos digitales también fueron un tema caliente en tanto adolescentes tanto en los Estados Unidos como en el Reino unido fueron arrestados por enviar fotos de sí mismos desnudos a otros jóvenes de su edad. En los Estados Unidos, un niño y una niña fueron arrestados e imputados por realizar imágenes sexualmente explícitas y señalados por la justicia tanto como víctimas e imputados. En Reino unido, el nombre de un niño que envió por mensaje de texto una foto de sí mismo desnudo a una de su escuela puede haber sido registrado en una base de datos policial para criminales sexuales. La policía registró el incidente como un crimen, a pesar de que el niño no fue arrestado ni imputado y los detalles del evento pueden ser revelados a futuros empleadores del joven.
La tecnología también fue noticia en Corea del Sur luego de que se revelara que una aplicación patrocinada por el gobierno que le permitía a los padres monitorear los celulares de sus hijos tenía importantes fallas de seguridad. En ese país, es obligatorio para los menores de 19 años que comprar un celular el instalar la mencionada aplicación, que filtra y bloquea ciertos contenidos. Sin embargo, dos auditorías de seguridad revelaron que la aplicación podría filtrar la información personal de los niños así como las páginas que visitaban y facilitar que el teléfono pudiera ser hackeado.

A principios de octubre,  una serie de atentados en Turquía terminó con la vida de más de 100 personas con otra centena resultando herida, incluidos gran cantidad de niños. Las explosiones, endilgadas a miembros del grupo Estados Islámico, tuvieron lugar durante una marcha a la que miles de personas habían asistido. Cuatro personas fueron arrestadas e imputadas por crear aparatos explosivos con intención de matar así como por el intento de interrumpir el orden constitucional luego de que grandes cantidad de explosivos y munición les fueran encontrados. Por tiempo antes del ataque, 70 ONG turcas habían firmado y enviado una carta abierta dirigida al gobierno, señalando la importancia de las obligaciones contraídas en el marco de la Convención de los Derechos del Niño, particularmente en contextos de conflicto.
A raíz de repetidos ataques a nivel mundial y en medio de una creciente sensación de inseguridad es que se han impuestos mayores restricciones sobre los derechos de los niños, con padres en el Reino Unido obteniendo el poder de cancelar los pasaportes de sus hijos menores de 17 años.  Estas medidas fueron anunciadas luego de que fuera revelado que 796 personas, de las cuales 312 eran menores de 18 años, fueron referidas al programa de  de-radicalización del Reino unido entre junio y agosto de 2015. En ese mismo espíritu, es que Australia eligió bajar la edad de 16 a 14 años de edad en la que ciertas órdenes de control pueden ser aplicadas a personas sospechadas de terrorismo. La Comisionada Nacional de la Niñez, Megan Mitchell, se pronunció en contra de estas medidas.
Una escuela en Grecia se vio obligada a pagar compensación a niños a los que se prohibió asistir a clase luego de ser erróneamente diagnosticados con lepra. Los jueces del Tribunal Europeo de Derechos Humanos aceptaron que la exclusión de los niños de la escuela se basaba en el objetivo legítimo de prevenir el riesgo de contagio, pero estableció que existió un retraso desproporcionado para su retorno a la escolaridad. Un reporte por una ong de derechos de las minorías descubrió otro tipo de discriminación en Turquía, revelando que su sistema educativo discrimina a las minorías étnicas y religiosas. La investigación demostró el importante énfasis que se le pone a la religión y al nacionalismo a través de todo el sistema educativo. Asimismo, se descubrió que a los estudiantes se les impone la doctrina nacionalista de la Síntesis Turco-Islámica que refuerza un concepto de identidad turca más limitado. 
Las Naciones Unidas también acusaron a las autoridades de la República Checa de "sistemáticas" violaciones a los derechos en su trato a los refugiados e inmigrantes, incluida la detención de niños debido a su estatus migratorio. El país fue acusado de mantener en condiciones “degradantes” a personas provenientes de alta mar  por hasta 90 días así como de realizarles cacheos para encontrarles dinero destinado a pagar por su propia detención. Su distintiva y rutinario uso de la detención prolongada, así como su discurso xenófobo respecto a los refugiados, ha puesto a República Checa ha despertado miradas de oprobio en el mundo entero.
El gobierno chino sorprendió al mundo al dejar sin efecto su infelizmente famosa política del hijo único, que contemplaba sanciones que iban from fines to forced sterilisation. La medida recién será efectiva en marzo de 2016; pero se espera que los abusos a los derechos humanos ligados a la política que incluían el secuestro de madres, abortos forzosos e infanticidio, se reducirán.

En noviembre, información producida por UNICEF Reino Unido mostró que el número de niños buscando asilo en Europa se había casi duplicado en comparación con 2014. La estadísticas ofrecidas por la agencia mostraron que 190,000 niños solicitaron asilo en Europa entre enero y septiembre de 2015, en comparación con los 98,000 del mismo período en 2014, con 1 niño cada 10 creciendo en alguna zona de conflicto en el mundo. Asimismo, una investigación de Human Rights Watch también reveló que unos 400,000 niños sirios se encuentran sin acceso a la escolaridad a pesar de haber abandonado su hogar y encontrarse bajo asilo en Turquía.
A mitad de mes, impactantes atentados terroristas sacudieron París y Beirut, con 130 muertos y 368 heridos en Francia y hasta 43 muertos en el Líbano. En esa misma semana en Nigeria al menos 41 personas murieron en varios ataques suicidas y a principios de mes informes rusos reportaron que un artefacto explosivo improvisado había sido el responsable de derribo de un avión, matando a 224 personas, incluidos 17 niños. Muchos estados optaron por asegurar sus fronteras después de la serie de ataques, lo que restringe aún más la entrada de refugiados procedentes de países en guerra.
Irlanda se convirtió en el Estado 47 en prohibir el castigo corporal de los niños en todos los entornos, incluso en el hogar. El parlamento irlandés abolió la defensa del “castigo corporal razonable" luego de las críticas  de las Naciones Unidas al resolverse que esto iba en contravención con la Carta Social Europea por no prohibir explícitamente el castigo corporal de niños en todos los ámbitos. En el mismo mes, el congreso peruano también prohibió el castigo corporal contra los niños y otros tipos de castigo humillante en todos los ámbitos, incluido el hogar.
Un reporte sobre los derechos de los niños  y sus padres del Relator Especial de Naciones Unidas sobre libertad religiosa y creencias señaló que ciertas cuestiones derechos de los niños, pero dejó afuera a otras. En respuesta, CRIN indicó las cuestiones que faltaban o habían sido dejadas de lado en el reporte para asegurar un reconocimiento consistente y adecuado de los niños como titulares de derechos por sí mismos. Esta respuesta incluía presionar por una educación que cree respeto en los niños por aquellos que no comparten su religión; y proteger a los niños de vulneraciones a sus derechos motivadas por la religión, particularmente en relación con la apostasía y la circuncisión no consentida y sin motivos médicos.

En diciembre las condenas inhumanas alcanzaron un nuevo pico mientras Arabia Saudí se preparaba para ejecutar tres hombres jóvenes que habían sido sentenciados a muerte mientras eran menores por asistir marchas de protesta. El gobierno anunció que estaba pronta la ejecución de más de 50 prisioneros en un mismo día. En Irán, dos jóvenes también fueron sentenciados a muerte, mientras que en Pakistán un hombre que había sido sentenciado a muerte a la edad de 17 años, y pasó 23 años en el corredor de la muerte, también enfrentaba su inminente ejecución. Mientras tanto, la Cámara Alta del parlamento indio aprobó un proyecto de ley permitiendo que jóvenes de 16 y 17 sean acusados bajo el sistema penal de adultos por delitos graves. La cuestión penal juvenil ha estado en el centro de los medios en India como resultado de la liberación del joven condenado por la violación colectiva de una estudiante en un autobús en Delhi en 2012. La ley requiere la promulgación del presidente para convertirse en ley.
Una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU estableció un calendario de seis meses para la creación de un gobierno de transición unido en Siria y 18 meses para la creación de una nueva constitución y el llamado a elecciones democráticas. Para finalizar con una nota negativa, John Kerry, Secretario de Estado de EEUU, dijo: “un sirio de cada 20 ha sido asesinado o herido; uno de cada cinco es un refugiado; uno de cada dos ha sido desplazado de su hogar; la expectativa de vida en Siria ha caído 20 años”. Sumando su desdén por la respuesta internacional a la crisis, la Ethical Journalism Network ha monitoreado la cobertura de los medios sobre migración en la Unión Europea y en 14 países alrededor del mundo. Los temas surgidos incluyen el uso del discurso promoviendo el odio, sensacionalismo y estándares en decadencia.
Limitando el acceso a la información de una forma diferente, la Unión Europea determinó que los niños por debajo de 16 años pueden necesitar el consentimiento de sus padres para utilizar internet y las redes sociales bajo una regla recientemente aprobada con objetivo de fortalecer la protección de la información de los niños y las privacidad online. Sin embargo, los defensores de los derechos digitales afirman que estas medidas configuran restricciones a las libertades digitales de los niños.
Volviendo al tema de la violencia, varios expertos de Naciones Unidas expresaron su asombro ante el perdón en Zambia a un rapero que había violado a una niña. Clifford Dimba, también conocido como ‘General Kanene’ también fue elegido por el presidente Lundu como embajador contra la violencia de género, pero fue señalado por atacar a varias mujeres luego de abandonar la prisión. Los expertos solicitaron que el rol de Dimba le sea revocado y que ningún otro perdón sea concedido por crímenes contra mujeres y niñas.  Los pedidos surgieron luego de un reporte de CRIN, iniciado por un contacto efectuado por activistas de derechos del niño en Zambia, que dieron como resultado un impacto global mediático y una limitada y despectiva respuesta por parte del gobierno de Zambia. Un mes más tarde, Dimba se vería desposeído de su puesto de embajador
Finalmente, el largamente anticipado reporte independiente sobre el manejo de la ONU de las acusaciones a tropas francesas de mantenimiento de la paz de abuso sexual a niños en la República Centro-Africana determinó que su respuesta era compatible con “una falla institucional grave”. Más importante, el reporte también exoneraba a Anders Kompass – el informante que denunció el abuso. CRIN ha producido un breve resumen de algunos de los puntos saliente de reporte realizado por el panel independiente junto con algunas de las principales recomendaciones. 

No hay comentarios: